Inteligencia teleidoscópica

Premier Studio, 17 de octubre de 2013

 

Una variante del conocido caleidoscopio es el teleidoscopio, menos popular por su nombre que por el efecto que produce: fragmentar imágenes del exterior y descomponerlas en formas caleidoscópicas. Me gustaría referirme a este atractivo juguete para opinar sobre actualidad y feminismo. 

 

Llega un punto en que todos los movimientos e ideologías sociales de importancia devienen multipantalla y parece que empieza a hacer gala de ese espíritu renacentista y humanista que desde el siglo XV fluye entre el intelecto humano. No son, por naturaleza, compartimentos estancos de conocimiento y sabiduría -en absoluto-, sino transversales y se nutren de otros movimientos sociales, de sus formas de actuar y de su sabiduría. 

 

El feminismo, por supuesto, tampoco es un isolated system en su relación con otros movimientos, ideologías y tendencias. No es necesario hacer demasiado hincapié en esto mismo, resulta obvio que los intereses de la mujer, como ser sintiente, persona y ciudadana, no son uno solo, sino múltiples y en muchos ámbitos, en los que el feminismo debe actuar para lograr la plena igualdad. Aceptar la multidimensionalidad de la mujer y el feminismo es fácil. Sin embargo la opinión pública no utiliza la misma lógica cuando analiza y juzga sus manifestaciones.

 

En mi opinión no es comprensible. Admitir que el feminismo es multipantalla, que lucha desde diversos frentes de batalla, es asumir que no todo van a ser clásicas manifestaciones de pancarta, artículos de opinión y educación escolar. Loables pero insuficientes autónomamente. Las acciones necesarias son mucho más que eso y deben juzgarse no sólo como necesarias, sino como insertas en un contexto libre y tolerante de creatividad, viralidad y cambio de circunstancias. Llaman a mi mente tres situaciones que he conocido este octubre y no me resisto a analizar en esta entrada.

 

MI CUERPO ES UN ARMA

La primera es la manifestación de Femen el pasado miércoles en el Congreso de los Diputados. ¿Hasta qué punto se puede afirmar que fue un ataque a la democracia más allá de decir alguna estupidez como la respuesta del ministro Montoro? (Siempre atrozmente vergonzoso) ¿Hasta qué punto es justo considerar que es una acción mediática vulgar y no una inyección de moralidad y ética a nuestra democracia? Como dijo para 20minutos la líder de Femen  en España, Lara Alcázar, su cuerpo es un arma política y, ¿por qué no utilizarla? La industria en su totalidad permite -de hecho, promueve- la utilización del cuerpo de la mujer como promotor de productos y servicios, y muchas veces es éste mismo el producto a vender. Con nuestro consumo mediático y comercial lo permitirmos día a día pero nos horrorizamos al ver cómo mujeres utilizan la libertad que tienen sobre sus cuerpos para defender la libertad que tienen sobre sus cuerpos. ¡Indignante! ¡Indecente!


Pues no me lo parece. Hay que apoyar estas iniciativas por ser lo que nuestra sociedad necesita: acciones libres y pacíficas, contextualizadas y adaptadas a nuestras nuevas circunstancias. Quedarse en la simple manifestación pancartera puede ser a largo plazo igual de perjudicial que quedarse en el simple debate - o discusión- de hemiciclo. 

 

TRAS EL ALGODÓN

 

La lucha es interdisciplinar y se lleva a cabo por individuales y colectivos. Esto me recuerda a cómo la semana pasada juzgaba implacablemente la nueva canción de Lady Gaga, Aura, sintiéndome algo traicionado como feminista, fan y ciudadano democrático. Pero si uno intenta ver con nuevos ojos la canción, contextualizándola con la situación actual y las intenciones de la artista, pronto se dará cuenta de lo loable tras esta acción: un verdadero intento de destruir la ideología tras la prenda.

 

Durante la historia, fundamentalistas musulmanes como los talibanes acogieron las ropas típicas pastún, utilizadas como protección contra los fuertes vientos y en asaltos enemigos -pues no permitían identificar a quien lo llevaba- y las transformaron material y conceptualmente en el burqa', una prenda eminentemente opresiva contra la mujer. Su concepto es aberrante y ofensivo contra la dignidad humana.

 

Transformar de nuevo el concepto de la prenda, aunque sea en una canción pop comercial, con versos como "she wears a burqa for fashion", "do you wanna touch me, cosmic lover?" o "my veil is protection for the gorgeousness of my face" es ridiculizar su actual objetivo en el mundo: mostrar el cuerpo de la mujer como impuro y vergonzoso, taparla a la vista de otros hombres y oprimirla. Burlarse de estas repugnantes ideas del machismo en el Islam fundamentalista actual es inteligente, más aún utilizando la gran maquinaria de las discográficas y los fans. En definitiva, es otra forma de actuar en pro de la igualdad que no debe ser desdeñada rápidamente. Pueden resultar declaraciones triviales pero, como los lemas que utiliza Femen, son virales y efectivos para lograr el cambio.

 

  AKELARRES PÚBLICOS

 

La pasada semana leí el artículo Miedo al akelarrede Filósofa Frívola, sobre la oposición social hacia las manifestaciones y espacios de acción no mixtos, reservados sólo a mujeres. No entraré a valorar ni la discutible -pero en algunos puntos acertada- opinión de la autora ni su odiosa prosa llena de ironías y simplificaciones o su falta de educación en la caja de comentarios. 

 

Pero el artículo cumplió con su cometido: reflexionar. No se puede demonizar un espacio de expresión por el mero hecho de que no todos somos partícipes naturales de éste. Hay que admitir que sí, de los espacios mixtos se pueden extraer muchas verdades, pero también muchos silencios. No siempre los espacios mixtos proporcionan una libertad de expresión real -cualquier terapista o médico puede corroborarlo-: muchas veces nos coaccionamos unos a otros queriendo o sin querer. 

 

Una forma de aceptar cómo el feminismo práctico funciona es admitir que es necesario hacer uso de los espacios no mixtos en los temas y situaciones que sean más beneficiosos, del mismo modo que deben utilizarse los mixtos cuando éstos lo son.  

 

El fin: la igualdad entre mujeres y hombres. Los medios: cualquiera no, pero no sólo los típicos y tópicos. Que la acción sea teleidoscópica. ¿Qué opinas?

 

 Monsieur Crapaud d'Australie

 


ZAP! es la nueva tira cómica protagonizada por Zap, Neulkölnia, Warszawa y los demás Ipa de la Colonia Interespacial Ipana X-1416. Tiene prevista su nueva fecha de lanzamiento para inicios de 2014 en www.zap-es.com. ¡Descubre sus aventuras!

 

SINOPSISPERSONAJES | MANIFIESTO ÉTICO | PROYECTO ZAP! | CRÉDITOS


SI TE HA GUSTADO LA ENTRADA, ¡COMENTA!

¡Seguro que tienes algo que decir! ¿Te ha gustado? ¿Quieres matizar, criticar o proponer? ¡Hazlo! ¡Es todo un honor tenerte por aquí! ¡Siéntete libre y sé parte de esta entrada de blog!

 

[EL TEXTO DE ESTE ARTÍCULO DE BLOG ESTÁ BAJO LICENCIA CREATIVE COMMONS (CC) 2013 MONSIEUR CRAPAUD D'AUSTRALIE. ALGUNOS DERECHOS RESERVADOS.]

 

[LOS ARCHIVOS DE VÍDEO Y AUDIO INCLUIDOS PERTENECEN A SUS RESPECTIVOS AUTORES Y SON MOSTRADOS EN VIRTUD DEL DERECHO DE CITA DE LOS ARTS. 32 LPI Y 10 DEL CONVENIO DE BERNA.]


blog comments powered by Disqus