Del orgasmo al órdago artístico (Presentación de "Wal d'Art")

 

I. Sí señoría, es cierto: he buscado citas célebres sobre aprender en Internet. Sí señoría, pretendía empezar esta entrada de blog citando a algún clásico. Sí señoría, también pensaba en lo que dice Virginia Woolf de los clásicos. Si señoría, la cabra siempre tira al monte.

 

II. Con la venia señoría, esta parte desea formular protesta a efectos de interposición de recurso en segunda instancia, pues no hay necesidad de seguir escribiendo la entrada de blog en clave jurídica. Asimismo y en virtud de lo dispuesto en el artículo 342 del Estatuto de la OIEFA, no existe responsabilidad criminal de mi mandante por cuanto no se cumplen los requisitos del tipo exigidos en el mencionado artículo. 

 

III. Con la venia señoría, ya he encontrado la cita perfecta que buscaba sobre aprender. Dice así: "Disfruto el aprendizaje de las cosas comunes". Es de un autor japonés, de haikus, según Wikipedia un tal Tagami Kikusha. De lejos, parece un clásico. Para hipsters, supongo.

 

IV. Nombre gracioso, sea dicho con todos los respetos y en aras a la mejor defensa posible para mi patrocinado.

 

V. Responda a la pregunta. 

 

VI. Considero que estos meses de inactividad en la bitácora del demandado se deben a su pasividad ante el Arte y sus ganas de hacer dinerito fácil con el Derecho. Como diría su admirado J.P i J., todo se origina en sus ganas "de fer calerons".

 

VII. Mmm, canelones. ¿Los habrá veganos?

 

VIII. Con la venia señoría, separarme de este blog no ha sido una renuncia a mi identidad artística, pero sí al estatus de comodidad que disfrutaba hasta ahora. Lo cierto es que quiero hablar de lecciones recibidas, de todo lo que he aprendido estos meses de actividad burda e irregular en la red. 

 

Con la venia, solicito a las partes me permitan ordenar mis ideas.

 

En primer lugar, he aprendido el valor de mi Arte ante terceros. He podido aprender no sólo que mi Arte puede gustar —¡e incluso vender!— sino también que hay personas deseosas de emocionarse con mis ideas. Y que el valor de estas ideas no está jerarquizado: las óperas espaciales de ZAP! no son peores que la confección del estandarte de haute art de IMAGO

 

Y sin embargo, sigo creyendo más que nunca en mi deseo de no mercantilizar TIRASAPA. ¡No quiero vender burdamente a Zap, Warszawa, Neulkölnia, Moonage —¡a ella cada día la quiero más!—, Kooks y los demás! Quiero que su mensaje llegue lo más libre, copiable, reproducible y puro posible, ¡del autor al público, sin intermediarios! 

 

En segundo lugar, también he aprendido que mi ideal de independencia es estúpidamente correcto. Sigue pareciéndome adecuado: el Arte que apasiona e impulsa a la sociedad es aquél que se mantiene independiente a las injerencias externas. Aunque creo que antes lo decía desde una posición más cómoda que la actual, más ignorante y ¿burguesa? La independencia total del Artista no existe, porque nuestro cuerpo, las personas que queremos, la historia que nos precede, la actualidad que nos avasalla cada día, la economía que nos subyuga y el Arte que percibimos de tantos otros nos condicionan constantemente. Y pese a ello, es palpable en muchos momentos esa independencia creativa y merece la pena todas las horas de arduo trabajo para conseguir un segundo de su frescor. Es el ideal a perseguir.

 

Al final, todo me devuelve a la metáfora de la torre tokiota: las injerencias existen, los malos momentos existen, los terremotos existen. Pero el Artista debe ser como un edificio a prueba del Sr. Richter, oscilando al ritmo del mundo, para después, una vez acaba todo, volver a su posición natural y continuar su cometido sin haber sufrido daños importantes.

 

En tercer lugar, durante el último año me he regalado el devolverme —no sin ayuda (¡gracias Maestros!) la faceta social que hacia tiempo que había perdido, a cambio de un poco de prostitución verbal bajo el paraguas de la abogacía. Recuerdo tres épocas de mi vida en las que era como soy hoy, un ser más feliz y social, y he agradecido volver a ese estado. Sí, como dice Kikusha, estoy disfrutando el aprendizaje de las cosas comunes, aunque desearía poder sacar adelante mi Arte de un modo más decente, lejos de la clandestinidad y de las horas indecentes. Porque profesionalizar en el mundo real no tiene porqué significar mercantilizar.

 

IX. Por todo ello, suplico la libre absolución de todos los cargos contra el Artista que suscribe con todos los pedimentos favorables a esta parte y que, en sus méritos, tenga por renovado el blog a de L'ORGASME ARTISTIQUE  a WAL D'ART

 

Sala de humo, Tarragona, 24 de mayo de 2015  

 Nuevo Estudio, Tarragona, 7 de septiembre de 2016 

M.C.d'Australie

 


ZAP! es la nueva tira cómica protagonizada por Zap, Neulkölnia, Warszawa y los demás Ipa de la Colonia Interespacial Ipana X-1416. Tiene prevista su RELANZAMIENTO EN SEPTIEMBRE DE 2015 en www.ipadawpa.com ¡Descubre sus aventuras!

 

SINOPSISPERSONAJES | MANIFIESTO ÉTICO | #NOTIENESPODERSOBREMÍ | CRÉDITOS

 


[EL TEXTO DE ESTE ARTÍCULO DE BLOG ESTÁ BAJO LICENCIA CREATIVE COMMONS (CC) 2015, MONSIEUR CRAPAUD D'AUSTRALIE. ALGUNOS DERECHOS RESERVADOS.]


SI TE HA GUSTADO LA ENTRADA, ¡COMENTA!

¡Seguro que tienes algo que decir! ¿Te ha gustado? ¿Quieres matizar, criticar o proponer? ¡Hazlo! ¡Es todo un honor tenerte por aquí! ¡Siéntete libre y sé parte de esta entrada de blog!

blog comments powered by Disqus